CUMPLIMOS ESTRICTAMENTE CON TODAS LAS MEDIDAS DE SEGURIDAD E HIGIENE PARA GARANTIZAR LA OPTIMA LIMPIEZA Y DESINFECCIÓN DE SU HOGAR Y ESPACIO DE TRABAJO.

T. +93 116 26 93   –   M. +34 663 96 99 00

19 noviembre, 2021
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
Grados de dependencia | Maid in Barcelona

¿Qué grados de dependencia hay? ¿Quién valora el grado de dependencia? ¿Cómo tramitar el grado de dependencia?

Existen muchas preguntas y dudas sobre la Ley de Dependencia, su aplicación y cómo acceder a sus beneficios. Es por ello por lo que nos ha parecido en Maid in Barcelona que era oportuno desarrollar estos temas en una entrada de nuestro blog para ayudar a personas como tú, que seguramente estáis pasando por un momento de necesidad de los servicios que otorga esta Ley, y que a lo mejor no sabéis exactamente en qué consisten o cómo aplicar a ellos.

Acompáñanos a conocer más acerca de los grados de dependencia que fija esta ley y cómo esta herramienta puede serte útil para ayudar a tus seres queridos.

 

1.      ¿Qué es la Ley de Dependencia?

Primero lo primero: la Ley de Promoción de la Autonomía Personal y Atención a las Personas en Situación de Dependencia es una ley nacida en 2017, a la que comúnmente se la suele denominar como Ley de Dependencia.

Dicha Ley de Dependencia garantiza atención a domicilio a todas aquellas personas que puedan demostrar que no gozan de autonomía debido a problemas de salud o senilidad.

La ley es fundamental para el bienestar de un grupo social muy afectado y poco visibilizado, el de más de 2 millones de españoles que requieren asistencia diaria ya sea en mayor o menor medida.

De esta manera, el Estado ayuda a personas con diferentes grados de dependencia, en algunos casos mediante servicios de atención a domicilio y en otras ocasiones mediante aportes económicos que posibiliten la contratación de servicios profesionales por el paciente.

Los datos de dependencia en Cataluña se actualizan cada tres meses por el organismo competente, renovando o continuando el plantel de pacientes con grados de dependencia que acceden a los beneficios de esta ley.

 

2.      ¿Qué tipo de ayudas ofrece la ley?

Como hemos dicho, esta herramienta legal fue creada con el espíritu de mejorar la autonomía de la persona con algún grado de dependencia, facilitando su reincorporación a la vida en comunidad.

Según el nivel de dependencia del paciente y la capacidad económica del solicitante, se decidirá proveer directamente los servicios de salud o facilitar las prestaciones en dinero para que se tercericen los servicios profesionales con privados.

Pasamos a describir los niveles de servicio que otorga la Ley de Dependencia.

 

Ayudas en forma de servicios (son prioritarias)

  • Ayuda en el domicilio: Un profesional concurre al hogar del paciente para apoyarle en las actividades diarias.
  • Atención residencial: Es decir, servicios personales o sanitarios en centros habilitados para tal fin.
  • Teleasistencia: Uso de herramientas tecnológicas para tratar situaciones de aislamiento, soledad, depresión, entre otros.
  • Centros de día y de noche: Atención integral a la persona con dependencia en un centro durante horas específicas del día.

 

Ayudas económicas (destinadas a personas que no han podido acceder a ninguno los servicios públicos o privados disponibles)

 

  • Ayuda para pagar un servicio de cuidados: Se le otorga al paciente el dinero necesario para contratar un servicio, siendo controlado eso sí por la administración pública.
  • Ayuda para asistencia personal: La persona en dependencia puede recibir una ayuda económica para contratar a una persona que lo acompañe en el centro educativo o laboral, o que le acompañe con las actividades diarias.
  • Ayuda para un cuidador no profesional: Hay casos donde las partidas son asignadas a personas que son asistidas por un amigo o un familiar. En estos casos, la persona cuidadora no profesional deberá estar registrada debidamente en la Seguridad Social.

 

3.      ¿Quién valora el grado de Dependencia?

Quién da el grado de dependencia es cada comunidad autónoma. En este sentido, es medida en base a un conjunto de reglas prefijadas, facilitadas a través de un cuestionario a completar aprobado por el gobierno.

Tras evaluar este cuestionario, se determina el grado de dependencia (es decir, el nivel de dificultad o incapacidad de la persona para realizar actividades habituales) y, por lo tanto, la ayuda que necesitará.

 

4.      ¿Qué grados de dependencia hay?

¿Qué grados de dependencia contempla la ley? Bueno pues, esto depende bastante de cada comunidad autónoma de hecho. En Cataluña, actualmente, se encuentran estipulados tres grados de dependencia:

  • Grado I o dependencia moderada: Agrupa a aquellas personas que necesitan de la ayuda de otros para realizar actividades de la vida cotidiana por lo menos una vez al día.
  • Grado II o dependencia severa: Refiere a personas que necesitan ayuda para poder realizar distintas actividades de su vida cotidiana dos o tres veces al día. En estos casos no es necesario el apoyo constante de un cuidador.
  • Grado III o gran dependencia: Es el caso más grave, en cuanto se trata de personas que requieren de la ayuda externa para realizar la mayoría de las actividades del día a día. Aquí el paciente se presenta en una situación de pérdida total o casi total de su autonomía ya sea desde una perspectiva intelectual o física, necesitando ayuda a domicilio.

 

5.      ¿Cómo y dónde puedo encuadrarme para solicitarla?

En este punto, si tienes algún familiar o ser querido con alguno de estos grados de dependencia, deberás acercarte a la Generalitat para solicitar ayuda en el marco de esta regulación.

Una vez allí te pedirán presentar la solicitud de manera impresa, aunque también puedes hacerlo de manera web a través del propio sitio de la Generalitat: http://www.gencat.cat/dasc.

Te dejamos un link donde tienes el paso a paso para acceder a los beneficios de la Ley.  Para verlo clica aquí.

 

¡¡¡Hemos llegado al final de este post!!! En esta especie de preguntas frecuentes sobre Ley de Dependencia esperamos haberte sacado algunas dudas que pudieras tener sobre esta valiosa herramienta que dispone el Estado español.

 

Anhelamos que te haya sido útil la información, siempre con el objetivo de poder ayudarte en las situaciones de cuidado de ancianos o acompañamiento de enfermos que puedas estar atravesando. Nos vemos en el próximo post ¡y sabes que puedes contar con nosotros para lo que necesites!