Muchas veces, por la crisis económica o por otras cuestiones, los padres separados deciden seguir viviendo bajo el mismo techo. Esto hace que los niños puedan estar conviviendo en un ambiente de tirantez que seguramente puede traer consecuencias negativas en la conducta de los más pequeños.
Es conveniente en casi todos los casos, que la pareja se separe a que siga manteniendo situaciones conflictivas ante la mirada de los hijos. Está comprobado que el niño se angustia más con situaciones maritales “feas” a que vivan separados. Los niños necesitan ver y sentir que sus padres son felices, por eso es fundamental que cuando se decide una separación, se analice la situación de los más pequeños para que ellos no sufran ni se sientan afectadas ni comprometidas sus necesidades básicas ya que los hijos van a seguir necesitando cariño, cuidados, apoyo y sobre todo mucha comprensión.
A pesar de la separación, los padres nunca dejaran de ser padres para sus hijos por eso no se puede olvidar que siguen teniendo derechos y necesidades básicas como: salud, educación, alimentación, alojamiento, etc; todas las cosas fundamentales para el desarrollo de los niños.

 

En Maid In Barcelona recibimos a papás y mamás recién separados para que les ayudemos a cuidar a sus hijos por eso queremos compartir algunos consejos para padres, que por esas razones que nos plantea la vida, van a vivir separados y que esta decisión afecte lo menos posible a nuestros hijos.

Consejos fundamentales para padres separados

Es fundamental que los padres a punto de separarse, o separados, atenúen el impacto de esta situación en los hijos, por ello creemos fundamental tener en cuenta todos estos puntos que describimos en beneficio de nuestros pequeños.

Los hijos no son mensajeros:

no los utilice para pasar información entre la pareja, ellos no deben sentirse parte de la pelea, mientras menos sepan, mejor entenderán la situación.

Nunca desacredite a su ex cónyuge:

los hijos están formados por partes de papá y partes de mamá, por lo que una crítica hacia alguno de ellos puede dañar su autoestima.

Los niños no tienen la culpa de la separación de papá y mamá:

hay que hablar mucho con los niños para hacerles entender que ellos no tienen ninguna culpa en la separación, que son decisiones que muchas veces tienen que tomar los padres.

padres-separados-00-maid-in-barcelona

Estimular visitar a papá o mamá:

hablar bien a su hijo de su ex, estimulándole para que visite o quiera estar también con papá o con mamá con las mismas ganas.

padres-separados-06-maid-in-barcelona

Los hijos no son parte de una negociación:

cuando tenga que “negociar” una separación con su ex cónyuge, jamás utilice a sus hijos como parte de la misma, sus propios intereses no son los mismos que los de su hijo.

padres-separados-02-maid-in-barcelona

Deje a sus hijos ser niños:

no los involucre en los problemas con su ex pareja, no les pregunte nunca nada acerca de su ex que no sea de interés propio de los chicos.

No traslade sus problemas a sus hijos:

si usted cree que no lo puede manejar, pida asesoramiento o ayuda a un especialista o terapeuta para que lo guíe al respecto. Si hace lo contrario puede afectar mucho más la situación que están enfrentando por la separación de papá y mamá.

padres-separados-08-maid-in-barcelona

Sea un padre o madre responsable con la manutención de sus hijos:

ha de saber que si no cumple con la misma el único afectado será su hijo, lo que llevará a que usted en vez de “castigar” a su ex solo logrará “castigar” a su hijo que nada tiene que ver en el conflicto. Recuerde que por lo dicho en este mismo post, los padres deben cumplir y velar por las necesidades básicas de los niños.

No culpe a sus hijos:

si es una madre o padre responsable, no traslade el enojo hacia sus hijos si el papá o la mamá no realiza los pagos de la manutención. Esta situación solo hará que ellos tengan sentimiento de abandono poniéndolo en situaciones muy difíciles de sobrellevar.

padres-separados-04-maid-in-barcelona

No produzcan demasiados cambios en la vida de los hijos:

a ser posible la vida de los chicos debería seguir el mismo cauce que cuando papá y mamá vivían juntos. Si a esta situación le sumamos traslados y cambios de colegios y amistades, el trauma tardará mucho más en curarse.

Los problemas de los adultos, nunca deben afectar a los hijos, ellos son nuestra joya más preciada y si nuestra unión conyugal no funcionó como lo soñamos, al menos que el producto de ella se sienta afectado lo menos posible.

padres-separados-10-maid-in-barcelona
Desde Maid In Barcelona, deseamos que cada vez ocurran menos situaciones de estas por el bien de nuestros hijos y la familia.

 

Hasta la próxima!