CUMPLIMOS ESTRICTAMENTE CON TODAS LAS MEDIDAS DE SEGURIDAD E HIGIENE PARA GARANTIZAR LA OPTIMA LIMPIEZA Y DESINFECCIÓN DE SU HOGAR Y ESPACIO DE TRABAJO.

T. +93 116 26 93   –   M. +34 663 96 99 00

6 octubre, 2021
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
Empleadas del hogar internas | Maid in Barcelona

Las empleadas del hogar internas realizan muchísimas tareas en el seno familiar. Desde la limpieza de la casa, el lavado y planchado de ropas, hasta el cuidado de niños o de adultos mayores, son parte importantísima en la vida de muchas familias.

Lo que se demanda de ellas varía de familia a familia, y según las necesidades del empleador es el trabajo, las tareas, la cantidad de horas requeridas y el dinero a pagar como salario, claro está. Lo que uniforma y enmarca todo este universo es la debida e inesquivable aplicación de las leyes laborales que corresponden al gremio.

En este post de Maid in Barcelona os hablaremos de las empleadas del hogar internas, de las regulaciones legales que debéis cumplir en caso de contratar una, y de otros temas que pueden serte útil al respecto. ¡Disfruta la lectura!

 

Aspectos legales y económicos: jornada, descanso y paga

 

Bien, comencemos por el principio: se cataloga como “empleadas del hogar internas” a aquellos empleados que conviven con una familia en un determinado domicilio.

Este tipo de servicios son muy demandados en general, especialmente por familias que requieren de cuidado de adultos mayores a domicilio o cuidado de niños, debido a que puede ser más conveniente desde el punto de vista económico contratar un servicio de empleada doméstica que un servicio de limpieza a domicilio por horas o de cuidado de adultos mayores por horas, por ejemplo.

En España, el Real Decreto 1620/2011 regula el trabajo de las empleadas del hogar internas, definiendo por ejemplo que, a pesar de su carácter de internas, su jornada laboral no debe exceder las ocho horas diarias (40 semanales).

Enumeramos a continuación algunos aspectos sobre el descanso de las empleadas internas:

  • Una empleada del hogar tiene garantizado su tiempo de descanso, el cual con relación al tiempo trabajado se debe pactar entre empleador y empleado. Luego, existe el llamado tiempo de presencia, que es ni más ni menos que cuando el trabajador está disponible para realizar una tarea requerida, pero que no se encuentra trabajando. El tiempo de presencia debe ser remunerado según lo acordado, y es por fuera de las horas semanales correspondientes a la jornada regular.
  • El trabajador interno tiene derecho como mínimo a dos horas diarias para destinar a las comidas principales, esto es: desayuno, almuerzo y cena. Estas horas no se las considera horas de trabajo, ni efectivo ni de presencia, por lo que puede utilizarlo para salir del recinto familiar.
  • Deberá tener un tiempo de descanso mínimo entre jornada y jornada de doce horas. Puede reducirse a diez de común acuerdo, pero esas horas pendientes deberán ser recuperadas luego por el trabajador.
  • También tiene derecho al descanso mínimo de treinta y seis horas consecutivas que comprenderán el domingo completo y la tarde del sábado o la mañana del lunes.
  • Si hay pactado tiempo de presencia, deberá de tenerse en cuenta para respetar la condición de las diez o doce horas de descanso entre jornadas.
  • El trabajador tiene derecho a poder salir del domicilio cuando lo necesite o requiera.
  • Tiene derecho a vacacionar al menos 30 días al año. Qué días serán éstos, deberá consensuarlo con el empleador. Este periodo podrá fraccionarse en dos o más periodos, aunque una de esas fracciones deberá ser de mínimo quince días naturales consecutivos.
  • En este tiempo de vacaciones, como en los días festivos (en los cuales aplica el mismo régimen que a cualquier trabajador) el empleado de hogar no estará obligado a permanecer dentro del domicilio de la familia.

En cuanto al tema salarial, las empleadas del hogar internas han recibido el beneficio de la regulación estatal sobre su salario a través del Real Decreto 1462/2018, el cual cada año se revisa y actualiza. Actualmente, el salario mínimo de una empleada del hogar interna es de 965 euros mensuales.

 

Busca la asesoría de un profesional para dar con la empleada doméstica que necesitas

 

El trabajo de las empleadas internas del hogar es valioso tanto para una familia en particular como la economía en general, representando una parte importante del PBI de nuestro país (como en el de la gran mayoría de Occidente).

Si vais a afrontar la contratación de una empleada doméstica, asesórate bien, calcula costo y beneficio. Sin dudas que es recomendable para ti y tu familia, pero nuestro consejo desde los años de experiencia en esta profesión es invitarte a que te contactes con nosotros. En Maid in Barcelona podremos ayudarte a dar con el profesional indicado para tu hogar, y nos haremos cargo de todas las situaciones contractuales y legales.

¡Ponte en contacto con nosotros y no te arrepentirás!